Querida democracia…

Miguel1975-%281%291
Mi padre sabe mucho. Y por eso, hace unos meses le pedí consejo político. Se avecinaban las elecciones del 20 de mayo y servidora no tenía nada claro el percal. Se acerca ahora el 20 de noviembre, con debate esta noche entre los dos candidatos de turno, y aquella carta de mi padre se vuelve otra vez actual. Así que la comparto, a ver ustedes qué opinan.
“Quieres que te hable de política. Bien. Pues, ¿qué quieres que te diga? Sinceramente: Que yo también me iría a la Puerta del Sol, si no fuera por los poderes que se aprovechan de la indignación nacional y de cómo ha ido degenerando todo.

Estoy profundamente decepcionado de la democracia: Fue emocionante pelear por ella, fue una maravilla que no te puedes imaginar acabar con el partido único, la tele única, la religión única, el miedo que daba la policía, la censura hasta en el libro de Los viajes de Gulliver (los descubrieron estos ojitos míos el día que fui capaz de leerlos en inglés). 

Fue una historia grande la de las manifestaciones, las protestas, las discusiones con los padres y las carreras con los grises, la reivindicación de la libertad. Íbamos a Villalar de los Comuneros con nuestras banderas moradas (era la primera vez, y nos parecía que ese era el color de los estandartes comuneros) y creíamos que llegaríamos al cielo. Las primeras elecciones generales libres, con toda la ciudad inundada de propaganda de mil partidos -no quedaba asfalto que pisar- es uno de los recuerdos más felices de mi vida. 

Aquello salió adelante, pero claro, hubo que ponerle patas: resultó que los parlamentarios y políticos tenían que tener un sueldo. Y como cada uno vive en su provincia, pues claro, había que pagarles los viajes. Y además tenía que ser algo que valiera la pena, porque si no, la gente valiosa preferiría un buen puesto en una empresa privada y al congreso sólo irían los pobres desgraciados que no tuvieran mejor sitio al que ir. 

Los mil partidos se quedaron en cuatro. Y los que ganaron tenían que tener contentos a sus votantes, gastando lo que hiciera falta: ya pagaría el que viniera detrás. Y fue cuando se descubrió el chollo: los que ganaban encargaban obras sólo a sus amigos y éstos, de rebote, les recompensaban con maletines llenos de billetes. Nuestra querida democracia se quedó en una payasada de campañas electorales dirigidas a mentecatos y políticos engordando privilegios, despachos y patrimonios particulares. 

Llevo ya tiempo queriendo organizar un partido de Ciudadanos Cabreados. Pero cuando llega la hora de votar, agarro la papeleta de turno, me tapo las narices, y la meto en la urna.

¿Te vale como respuesta a tu comentario político? 

Un beso y la próxima, prometo ser más divertido. 

Fdo: El papichulo”
Captura de pantalla 2016-03-18 a las 10.07.42
Mi padre en 1975

17 comentarios

  • 7 noviembre 2011

    Me ha ancantado la carta de tu papi, Lucía.

    Nosotras ya nacimos con la democracia; no hemos luchado por ella. Debe de ser realmente duro haber peleado tanto recibido palos de los grises y votar la Constitución y en las primeras Generales… Y luego sentirse decepcionado.

    Pero es que ahora no hacemos nada por cambiarla, por mejorarla, Asíq ue parte de la culpa recae sobre las generaciones que hemos venido después, que no hemos luchado por su espíritu inicial.

    Un beso.

  • 7 noviembre 2011

    La verdad es que ganas de ir a votar, no hay, e ir a votar al mejor partido … tampoco, ya que no hay mejor ni peor, todos son un desatre.
    Pero en fin, habrá que ir a votar al menos malo y salir de esta situación en la que el fango empieza a cubrirnos las orejas. Aunque yo creo que esto no es nada con lo que nos queda…
    La verdad es que es lamentable que nuestros abuelos viviesen con la esperanza y el anhelo de una vida mejor y nuestros padres y nosotros vivamos con miedo y temor a lo que nos espera y que nuestro futuro esté colgado de un hilo.

    Muaks

    -Isabel

    http://ellassoloquierendivertirse.blogspot.com/

  • 7 noviembre 2011

    Hola wapa!!!

    Que gran carta la de tu padre!!! Me aperece que tiene toda la razón! Habría que hacer muuucho y al final, cuando llega la hora de la verdad, lo dejamos pasar..

    Soy de las que piensa que hay que eliminar y cambiar muchas cosas, como por ejemplo el senado o el sueldo vitalicio… Pero parece ser que todos nos tenemos que ajustar el cinturón menos los de siempre…

    Un besote!!!

  • 7 noviembre 2011

    Bravo por tu padre! Una carta que me ha encantado! Cuanta verdad en sus palabras!

    Y lo de papichulo…jajaja!!
    Bss!

  • 7 noviembre 2011

    Ya sé que tienes a quién salirle, he disfrutado la carta de tu padre, ha sabido en pocas líneas describir muy bien lo que hay y cómo es que se ha llegado a ésto. Me identifico con lo de coger la papeleta, taparse la nariz, y votar, qué panorama…

  • Anónimo
    7 noviembre 2011

    Me parece una de las entradas más increíbles que veo desde hace tiempo. Si te sirve, yo he escrito mi propia carta… http://enemigosintimoss.blogspot.com/
    Entre todos y todas, algo haremos! 😉

  • 7 noviembre 2011

    ¡¡¡¡Qué persona tan lista e interesante es tu papichulo!!!! Y cuánta razón, es una carta de auténtico desengaño… es tan sentida y sincera que echas en falta en nosotros/as ese espíritu con ideales que tenían los jóvenes como tu padre. Un beso LuciaBe!

  • 7 noviembre 2011

    Prefiero estar bloggeando que ver el "cara a cara" (aunque lo medio oigo de fondo)… pero votar???…no sé si con la nariz tapada o respirando hondo…pero de cabeza!!…

    Me encanta la foto de tu padre!!

    un beso!!

  • 8 noviembre 2011

    para mi tu padre ha dicho una frase clave "fue emocionante pelear por ella". lo que pasa hoy en día es que muchos se han acostumbrado a vivir entre algodones, a tener lo q querían, a lo q han acostumbrado a sus hijos, y estos lo quieren todo y ya. y las cosas no van así

    las cosas hay que pelear por ellas, trabajar duro y sacrificarse, porque cuando las cosas te caen del cielo no las valoras

    hemos (sin tener yo culpa me incluyo) creado un país para tontos, en el que el presupuesto para educación y I+D se reduce cada vez más, para que? para que haya gente tonta, que no piense y que piense que uy, la construcción no chuta, como si no hubiera más salida…

    en fin, estoy indignadísima por el tema, y con unas ganas locas de emigrar. me hace gracia cuando hay gente que critica ciertas comunidades de separatistas, pero en realidad alguien quiere vivir en un país así? yo no, me avergüenzo de mi país y de la gente que lo habita sinceramente

    menudo rollo te he soltado. x todo esto hace un par de meses decidí que basta de televisión y de periódicos, no quiero saber nada, yo sola no voy a poder cambiar nada, y no veo al pueblo llano con muchas ganas de cambiar, sólo de cobrar

    un besito

  • 8 noviembre 2011

    Chapeau!

    Pega el texto íntegro en un mail de esos en cadena, y que vaya circulando por España, antes de las elecciones, te lo digo en serio!

    Un besito!

  • 8 noviembre 2011

    Isabel, yo también estoy harta de muchas cosas. Pero creo que entre todos podemos hacer algo, podemos cambiar. No creo que debas avergonzarte de la gente que habita este país, porque hacer eso es generalizar, y tú misma vives aquí y haces cosas estupendas. Creo que justamente hace falta empuje, optimismo, ilusión y ganas de trabajar. Ya sea fuera o aquí. Donde sea! NY puede ser un gran destino…

    El resto, gracias por comentar! Mi padre anda más henchido que un pavo, y pensando también qué hacer para recuperar ese espíritu ilusionante. Entre todos podemos hacer algo.

    Mua*

  • 8 noviembre 2011

    Me ha gustado mucho leer la carta de tu padre, cuánta razón tiene.
    Yo no puedo votar, soy francesa, pero creo que la gente (no sólo en España) debe implicarse aún más y no bajar los brazos, sino la situación no cambiará nunca..
    Bss

  • 8 noviembre 2011

    Qué gracia tu comentario, lo que llevo no es ninguna chuleta de un examen :P, es un tatuaje! Bien o mal? Jeje!

    Un besito!

  • 9 noviembre 2011

    Desde luego, qué sabios son los padres.
    Me ha emocionado la carta.

    Gracias por hacernos reflexionar otro poquito!

    Olga

  • 9 noviembre 2011

    Yo sigo creyendo en la democracia,sigo creyendo en este sistema tan imperfecto y sigo teniendo ideales e ideología (algo tan denostado en estos días).No me gusta subirme al carro del "todos son unos mangantes".Son tiempos diferentes y aunque hay muchas cosas que me gustaría que se hicieran de otra forma,creo mi voto cuenta y creo que hay políticos honrados!!
    Un besiño

  • cris perez
    15 diciembre 2011

    nunca mejor dicho.amen

  • Pingback: Don Miguel Ángel | Lucia Be